Política ambiental

La empresa se plantea como objetivo principal prestar la máxima atención a las partes interesadas implicadas en sus procesos o presentes en su mismo contexto de referencia, tanto desde un punto de vista territorial como laboral. Este último se concretiza en la prestación de servicios de consultoría, así como en el diseño y la oferta de cursos de formación. Todas las actividades comparten el objetivo de proporcionar un servicio eficaz respetando las normas aplicables a la actividad y a la protección del medio ambiente.

Bip se esfuerza constantemente por:

  • escuchar a sus clientes y a las partes interesadas, para recopilar y, cuando sea posible, anticipar sus expectativas y necesidades, con el fin de poder emprender acciones para satisfacerlas;

  • proteger el medio ambiente, previniendo o minimizando el impacto ambiental, implementando medidas para reducir el consumo de energía y procurando el menor impacto ambiental de los procesos;

  • observar las disposiciones de la ley, los reglamentos y cualquier otra norma establecida en materia de seguridad, higiene en el trabajo y protección del medio ambiente;

  • perseguir la eficacia y la eficiencia de los procesos empresariales con vistas a la mejora continua de los servicios;

  • reforzar el conocimiento, la competencia y la conciencia de las personas que trabajan como parte de nuestra plantilla o por cuenta propia, sensibilizándolas sobre el cumplimiento e informándolas de los riesgos que entraña el incumplimiento;

  • mitigar su propio impacto sobre el medio ambiente desde la perspectiva del ciclo de vida seleccionando productos y soluciones específicos con vistas a la ecocompatibilidad y el análisis de su ciclo de vida;

  • implementar sistemas de control operativo y de vigilancia y medición cada vez más eficaces;

  • llevar un control de los proveedores cuyas actividades tienen un impacto sobre el medio ambiente, tanto de quienes prestan servicios por cuenta propia como de aquellos que proporcionan bienes o servicios;

  • promover actividades de comunicación dirigidas tanto al interior como al exterior de la empresa, también con respecto al desempeño ambiental.

La Dirección pone esta política a disposición de todas las partes interesadas y se compromete a revisarla en caso de que se produzcan cambios en las disposiciones aplicables, cambios en el análisis de contexto o, en cualquier caso, en ocasión de una revisión de la dirección, con el fin de determinar su pertinencia actual y su coherencia con los objetivos de mejora.

Contacta con nosotros

¿Todo listo para dar sentido y vida a las ideas?